Criterios para elegir la mejor estufa de pellet

Al fin te decidiste a cambiar tu vieja estufa por un modelo de pellets para calentar tu casa y ahorrar en la factura energética. En Mauricio ferretería te asesoramos sobre las cuestiones técnicas. Si no estás familiarizado con estos sistemas, no compres por intuición y antes consúltanos; así evitas comprar una estufa demasiado grande para su casa, o insuficiente para calentarla.

Consigue la estufa de pellet apropiada a tus necesidades

Para elegir la mejor estufa de pellet idónea para ti, necesitamos saber el volumen en m3 del espacio a calentar y su distribución. Conocido el dato, podremos ofrecerte los modelos cuya potencia en kW justa para calentar el mencionado espacio. Según la potencia requerida puedes elegir el aparato que, en función de las características técnicas y tu presupuesto, se adapta a tus necesidades.

Existen modelos de estufas de pellets que también pueden calentar habitaciones distribuidas en varias plantas, como en los dúplex. Para esta distribución te pueden convenir las estufas canalizadas para que, a través de las tuberías, puedan distribuir el calor incluso por los diferentes niveles de la vivienda.

En este caso, la estufa siempre debe instalarse en el piso más bajo para permitir que el calor suba por sí mismo a través de las tuberías de conexión. Estos son modelos más caros que ofrecen la ventaja de evitar la instalación de un sistema de calefacción tradicional.

Otros factores a tener en cuenta son el tipo de instalación de conductos que exija la legislación. Puede ser necesario un sistema especial de dispersión de gases de combustión o, en el caso de existir una chimenea antigua, quizás sólo necesites modificarla.

¿Estufa de pellet automática o semiautomática?

Otra decisión a considerar, según tu presupuesto, trata sobre si elegir una estufa de pellet con funcionamiento automatizado o semiautomático. En el primer caso, la caldera es totalmente autónoma y la pastilla se extrae automáticamente de una tolva de almacenamiento conectada a la estufa. En los sistemas semiautomáticos, los pellets deben cargarse manualmente por el propietario cuando el depósito de combustible está vacío.

Tanto los sistemas domésticos, como los más grandes, pueden operar de forma semiautomática. Las estufas de pellet de menor tamaño, que requieren carga manual, duran entre 15 y 45 horas. La amplitud del rango temporal que estimamos depende de la calidad del combustible utilizado, del tamaño del depósito y, en especial, del régimen de uso del sistema.

Share Button

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *